El objetivo de Unilever es duplicar el tamaño de su negocio, manteniendo su compromiso constante con el medio ambiente.