La decisión actual sobre la externalización de aplicaciones ya está tomada: hacerlo aporta beneficios tangibles. Ahora se trata de cómo obtener el máximo beneficio de la colaboración. El primer paso: diseñar el mejor modelo para cada situación…